Seleccionar página

Paseando por el centro de Londres me encontré con esta imágen, y no pude dejar de capturarla….

Debe de ser un orgullo para los propietarios de una industria nacida hace 100 años, tan familiar y arraigada a sus costumbres, ver cómo sus productos se universalizan, crecen y se expanden, y conquistan mercados impensables, más allá de las fronteras de Extremadura.

Uno se siente también henchido de placer cuando ve a empresas Extremeñas como “La Dalia” que cruzan charcos, mares y territorios para competir en mercados donde la competencia es bestial y hasta salvaje.

Me inspira mucho saber que estas personas, después de 100 años dando sabor con su Pimentón de La Vera, siguen trabajando con la misma ilusión con la que comenzaron: conquistando mercados, arriesgando en cada exportación que hacen….que maravilla saber que el espíritu de los conquistadores extremeños tiene su imagen en los lugares más insospechados del planeta.

Enhorabuena La Dalia por esos 100 años.

Artículo escrito por: Sergio (un españolito en Londres)

Share This